El efecto de la salinidad sobre la fotosíntesis

El efecto de la salinidad sobre la fotosíntesis

La fotosíntesis es un proceso vital que produce oxígeno para plantas y animales. Más importante para la planta, el proceso produce energía para el crecimiento y la reproducción. Los ambientes salinos o densos en sal, como las costas oceánicas, amenazan la capacidad de las plantas para someterse a la fotosíntesis. Algunas especies de plantas se han adaptado a estas condiciones, produciendo energía a pesar de las circunstancias difíciles.

ósmosis

Un factor clave en la supervivencia de una planta es su potencial osmótico. La ósmosis es el proceso de transferir agua de un lugar de baja salinidad a un lugar de alta salinidad. El potencial osmótico de una planta describe la atracción de agua a las células de la planta. por lo tanto, una planta cuya salinidad es mayor que la de su entorno tiene un alto potencial osmótico porque es probable que atraiga agua a sus células, lo que aporta equilibrio a la salinidad dentro y fuera de la planta. La condición opuesta es una de baja salinidad.

retención de agua

una planta en un ambiente salino se encuentra en una posición difícil para la retención de agua. El alto potencial osmótico del ambiente en estas condiciones favorece el movimiento del agua de la planta al ambiente exterior. Para evitar la pérdida de agua por transpiración, los estomas de la planta permanecerán cerrados. Si bien esto ayudará a la planta a mantener los valiosos recursos hídricos y a mantener un equilibrio saludable de nutrientes y agua, el cierre de los estomas también evita la absorción de dióxido de carbono, evitando que la planta asimile energía a través de la fotosíntesis.

perdida de nutrientes

con el estoma cerrado y la transpiraci√≥n detenida para evitar la p√©rdida de agua, la planta retendr√° la mayor parte del agua con √©xito. Sin embargo, la transpiraci√≥n tambi√©n tiene un papel importante en el movimiento de nutrientes y agua a trav√©s de la planta. Seg√ļn la teor√≠a de la tensi√≥n-cohesi√≥n, la p√©rdida de agua a trav√©s de la transpiraci√≥n en la parte superior de la planta crea un potencial osm√≥tico que genera un movimiento de agua hacia arriba desde las ra√≠ces de la planta. el agua transporta importantes nutrientes adquiridos del suelo a trav√©s del xilema y hacia las hojas.

adaptaciones

algunas especies de plantas se han adaptado a las condiciones salinas de manera similar a las plantas que viven en condiciones secas y desérticas. estas plantas aumentan su suministro de aminoácidos, disminuyendo el potencial osmótico en sus raíces. este cambio en el potencial permite que el agua se transfiera hacia el xilema como ocurre durante la transpiración. Entonces el agua llega a las hojas de la planta. Otra adaptación que evita la pérdida de agua en el medio salino es la evolución de las hojas especializadas que contienen un revestimiento ceroso y menos permeable.

halófitos

alrededor del 2 por ciento de las especies de plantas se han adaptado permanentemente a las condiciones salinas. estas especies son llamadas halófitas. existen en ambientes salinos donde están enraizados en agua densa en sal o son rociados e inundados periódicamente por el agua del océano. se pueden encontrar en semi-desiertos, manglares, pantanos o a lo largo de las costas. estas especies toman los iones de sodio y cloruro del ambiente circundante y los transportan a las células de la hoja, redirigiéndolos de las partes sensibles de la célula y almacenándolos en las vacuolas de la célula (orgánulos similares a recipientes de almacenamiento). esta absorción aumenta el potencial osmótico de la planta en un ambiente salino, permitiendo que el agua entre en la planta. algunos halófitos tienen glándulas de sal en sus hojas, y transportan la sal directamente fuera de la planta. Esta característica se ve en algunos manglares que crecen en agua salada.



Continuar Leyendo >

Articulos relacionados a la energia